Long Tail

Sabemos que tenemos un número finito de términos por los que podemos posicionarnos.

Por eso eliges un puñado de palabras clave y empiezas a pelear contra la competencia por colocarlas las primeras en Google, ¿no? Pero cuando nuestra web, si lo estamos haciendo bien, empieza a crecer, sirve de poco centrarse en 50 keywords e ignorar el resto. Es más, debemos potenciar la visibilidad del resto de páginas y así conseguir atraer público a través de un abanico más amplio de términos. Y es aquí cuando debemos cuidar y respetar el long tail, la mayor fuente de tráfico a nuestra web.

¿QUÉ ES EL LONG TAIL?

El long tail o la cola larga es un término estadístico que hace referencia a la distribución de una población.

long tail

Supongamos que tu web atrae tráfico a través de 100.000 keywords, y te centras en las 100 con más visitantes. Imaginemos que representan en torno al 20% del tráfico total (dependiendo de la naturaleza de tu web) corresponda a estos términos, y el 80% restante corresponderán a términos con un número muy reducido de búsquedas. Así que la inmensa mayoría de tráfico que atrae tu web viene a través de términos que no estás analizando y que ni sabes cuáles son.

A eso es a lo que llamamos long tail, las búsquedas con términos más específicos que individualmente generan muy poco tráfico, pero en conjunto son la mayor fuente de visitas de la web. El término es aplicable a otras realidades aparte del marketing online; fue popularizado por Chris Anderson en un artículo de Wired, poniendo como ejemplos de empresas que han triunfado gracias al negocio generado por sus long tails, como Amazon, Netflix o Apple.

Una long tail puede ser una búsqueda en Google: “pisos de tres habitaciones centro Coruña”

Resumen
Fecha de publicación
Título
¿Qué es un longtail?
Calificación
51star1star1star1star1star